¡Nos mudamos!
Visitenos en nuestra nueva dirección web
www.fenixnews.com

EPISTÉME Y DOXA

EPISTÉME Y DOXA
*por Prof. Lic. Stella Maris Skarp
*masoneriafemeniargentina@gmail.com




" LOS HECHOS DE AYER, LA OPNIÓN DE HOY,"


CONOCIMIENTO:

"Yo quiero, lo declaro, la libertad de enseñanza; pero también quiero la vigilancia del Estado, y como yo quiero esta vigilancia efectiva, yo quiero el Estado laico, exclusivamente laico"
"Yo quiero, lo repito, la libertad de enseñanza bajo la vigilancia del Estado y no admito que para ejercitarla sean llamados hombres que tienen sobre todo intereses prácticos.
Lejos de mí de proscribir la enseñanza religiosa, ¿me comprendéis?, según yo opino ella es más necesaria hoy que ayer. Mientras más grande se hace el hombre, más debe creer. Si más se acerca a Dios más debe verlo".

"Yo quiero, pues, y lo quiero sinceramente, firmemente, ardientemente, la enseñanza religiosa de la iglesia y no la enseñanza religiosa de un partido. Yo la quiero sincera y no hipócrita. Yo la quiero con un fin celestial y no con un fin terreno. Yo no quiero que una lámpara destruya a otra; yo no quiero confundir el profesor con el fraile.
Sí, si yo consiento una tal mezcla como legislador, la vigilo, abro los seminarios y sobre las congregaciones que enseñan, el ojo del Estado, repito, el ojo del Estado laico, celoso únicamente de su grandeza y de su unidad".

"Yo me dirijo pues al partido clerical y le digo: esta Ley es una ley vuestra. Yo no me fío de vosotros. Instruir significa construir".

VICTOR HUGO

OPINIÓN

Victor Hugo, el gran poeta y pensador francés, en 1850, pronunció ante la Asamblea Legislativa de Francia, el discurso, cuyo fragamento que antecede, lo deseo compartir con mis lectores, porque en nuestra América, las generaciones jovenes, son hoy, "carenciados educativos".
La condición de masón, de Victor Hugo, ha sido objeto de controversias, no obstante en sus letras, plasmó los altos ideales que guían desde siempre a la Masonería.
Portavoz de la democracia, luchador incansable de la libertad de pensamiento, fue en este discurso donde por primera vez se pronunció la frase "Derecho del Niño"
"Instruir significa, construir" y comenzamos a construir, desde "tres" componentes gramaticales: con un verbo "desgastar", un sustantivo, "piedra" y un adjetivo "bruta".
He aquí el simbolismo.

Fraternalmente.

COMICs